From lost to the river

Pues aquí estamos. En casa. No he escrito últimamente porque los ánimos no estaban muy allá. Al final, otro año más, nos hemos quedado en tierra y al final no hemos ido a la WordCamp Europa.

Nos ha pasado lo mismo que la otra vez. Teníamos el viaje preparado desde noviembre y a última hora la salud no nos ha dado un revés y nos hemos tenido que quedar en tierra. Una pena, por el Congreso en sí y por la cantidad de gente que teníamos ganas de volver a ver. Nos hemos quedado un poco con los ánimos bajos, y además con esa sensación de estar trabajando pero en realidad tenías que estar de vacaciones y… pero es lo que hay, no tenemos más remedio que seguir adelante con lo que que nos dan.

Aún así hemos seguido toda la WordCamp online y tengo que decir que ha sido un congreso estupendo. Me ha dado muchísima pena perdérmela en directo. El año que viene toca París, y espero poder estar en condiciones de ir.

Lo próximo qué haré posiblemente será comentar alguno de los vídeos de todo lo que se ha hablado en la WordCamp, intentaré también subtitular los vídeos más interesantes, y empezaré de nuevo a contar cosas sobre WordPress. Tengo que contaros todo sobre esta locura que parece que por fin termina que fue la Love School. Nos hemos encontrado con millones de problemas y tengo ganas de escribir sobre ellos. Contaros un poco más cómo hemos ido solucionando cada uno de los escollos. Y un poquito más del futuro.

Leave a Reply