Categorías
Mundo 2.0 Personales

El cuento de la sirenita

Hoy os voy a contar un cuento. El cuento de La Sirenita. Y perdonadme los y las que venís de nuevas, pero me va a costar ordenar todo esto. Espero que algo se entienda.

Un poco de introducción

Hace muchos a√Īos, all√° por principios de siglo (y qu√© viejos nos hacen sentir decir esto), las redes empezaron a moverse. Todav√≠a no exist√≠an estas cosas que hoy en d√≠a llamamos Redes Sociales, y lo que hab√≠a era distinto.

En aquella √©poca lo que se llevaban eran los foros de internet. Y, poco a poco, iban proliferando los sitios donde la gente iba haciendo un journal, un peque√Īo diario online donde iba contando cosas. Y as√≠ sitios como LiveJournal y blogger (que en aquella √©poca necesitaba hosting propio) empezaban a hacerse famosos. Hasta que fue comprado y dej√≥ paso a blogspot.

Eran también tiempos de irc, un sistema de comunicación que funcionaba por canales (como lo que tiene ahora Discord), y donde la gente entraba para charlar. Ahí muchos foreros y foreras se encontraban, reían, se entretenían, hacían amistad, y se organizaban. No sólo se jugaba al trivial en los canales. Se forjaban relaciones reales, donde la gente iba conociéndose poco a poco.
A trav√©s de estos sistemas, y a trav√©s de los comentarios de uno y otro blog, la gente tambi√©n iba organiz√°ndose, y se organizaban KDDs (quedadas) y peque√Īos eventos que se llamaban Beers & Blogs, donde gente con blog iba a echar unas cervezas. Y los blogs crec√≠an en los laterales, eso que llam√°bamos blogroll, y que no eran m√°s que los blogs de nuestros colegas, los blogs que nos gustaban, y todos escrib√≠amos en los de todos. Todo era menos serio y m√°s personal, menos t√©cnico. No hab√≠a preocupaci√≥n por el SEO, ni por el posicionamiento, ni por los seguidores. Era una forma de conectar con un mundo que estaba a la vez lejos y muy cerca.

Eran otros tiempos, los que escrib√≠amos en blog √©ramos relativamente pocos (aquello que llam√°bamos la blogosfera), y muchos y muchas nos conoc√≠amos en persona porque hac√≠amos por encontrarnos tambi√©n en el mundo 1.0 y ponernos cara. Porque eran muchas horas de leernos, escribirnos, decirnos, e incluso amarnos. Nos cog√≠amos cari√Īo. Si algo pasaba, nos pregunt√°bamos. A partir de las 3 de la ma√Īana (lo que nosotros llam√°bamos la hora bruja), en el irc, nos cont√°bamos intimidades, vivencias, preocupaciones, y dej√°bamos bajadas esas defensas que todos tenemos para ser un poco m√°s vulnerables.

Muchos y muchas nos conocimos gracias a internet. Muchos de mis amigos actuales han aparecido por internet. Algunos de los antiguos, del irc. Con algunos despu√©s hasta he montado Salones Manga. A Moi lo conoc√≠ jugando a League of Legends. A Fran lo conoc√≠ en Badoo, y quedamos por primera vez en persona despu√©s de cruzar 1723 palabras (un detalle que recuerdo porque me regal√≥ todas nuestras conversaciones, encuadernadas, en nuestro primer aniversario). Otros son del Telegram de Pok√©mon Go. Un par de ellos, en Grindr. A otros, en quedadas de TwittSev y TwittMad, donde los que interactu√°bamos por Twitter nos pon√≠amos cara. Todav√≠a cuando alguno de ellos me manda un mensaje privado se me pone una sonrisa en la cara y me preguntan en casa si me est√° escribiendo el novio ?. Porque las redes en realidad son una herramienta de comunicaci√≥n. Una herramienta que nos ayuda a tener cerca a todos aquellos que no tenemos justo al lado cuando a nosotros nos gustar√≠a, pero que nos permite saber de ellos a trav√©s de perfiles, estados, historias… Que nos permite no perder el contacto. Que nos permite hablar a diario con la familia aunque est√© lejos. Organizarnos. Querernos. Pero no por ello elimina la necesidad de, cuando tienes una verdadera relaci√≥n de apego con alguien, querer volcarla al 1.0.

Ya no recuerdo ni c√≥mo ni cu√°ndo ocurri√≥ (quien me conoce sabe que sigo sin tener bien la percepci√≥n temporal), pero tambi√©n un peque√Īo grupo de amigas (lo escribo en femenino porque son mayor√≠a) surgi√≥ en un momento dado porque todas segu√≠amos a La Sirenita. De ah√≠ mantengo y conservo tambi√©n muy buenas amistades, que hacemos por vernos siempre que podemos y que hablamos a diario, y que hemos pasado muy buenos ratos. Gente con la que incluso trabajo a d√≠a de hoy y estoy montando proyectos a futuro. Porque las cosas son siempre un poco distintas una vez que te conoces en persona. Y mira, algo bueno ten√≠a que tener todo esto.

La Sirenita

La Sirenita apareci√≥ en nuestras vidas hace mucho, casi a principios de siglo. Ya ni recuerdo c√≥mo. S√≠ recuerdo que escrib√≠amos de forma asidua en los comentarios del blog de la Etxebarr√≠a, ese que casi cerr√≥ despu√©s de un art√≠culo que colg√≥ diciendo que iba a hacer una entrevista y que qu√© le preguntaba al susodicho (¬ŅJos√© Coronado?), aparte de c√≥mo iba su tracto intestinal porque anunciaba yogures. Escribi√≥ un segundo art√≠culo diciendo que le hab√≠an cancelado la entrevista, y empez√≥ a entender el poder de las redes ?. Y tambi√©n recuerdo que a partir de los comentarios del blog de la Etxe (que eran pr√°cticamente un foro) le√≠amos los blogs de los dem√°s. Recuerdo con cari√Īo tambi√©n a un chico de Murcia que viv√≠a unas aventuras curiosas. Pero todo eso ocurri√≥ en mi bloque anterior de memoria, as√≠ que tengo muchas cosas confusas.

La Sirenita se presentó a un concurso de blogs. Muchos y muchas, que ya nos conocíamos en persona, sospechábamos qué había detrás de su blog, pero con su presentación al concurso lo confirmó. Su presencia en la red, en el blog, era su alter ego. Era una figura que utilizaba para ser irreverente, descarada, y sin filtro. De la entrevista que dio en aquella época podemos quedarnos con estas perlas:

Nuestro desdoblamiento de humanos a personajes de comic y viceversa. No te imaginas la libertad para ser canalla que te da eso.

Como somos dos enfermos, directamente nos metemos con TODO. Lo m√°s sano de todo es no meterse con nadie y escribir sobre gatitos o sobre lo que has hecho el finde con tu cu√Īado pepeluis. Pero como nosotros somos dos enfermos, olvidamos ese tipo de cosas y directamente nos metemos con TODO. 

Pero hay dos que se llevan la palma. Y son estas dos. La primera:

Ser blogger es un poco triste porque aunque te sientas m√°s importante, no te sirve absolutamente para nada. Como vas de inc√≥gnito por la vida, est√°s obligado a dejar el trajecito de blogger en la cabina y saludar a tu portera como cada ma√Īana vestido de Clark Kent. 

Y esta √ļltima, que es tambi√©n de 2007. Ojal√° se haya dado cuenta ya.

Olvidamos que el h√°bito no hace al monje, igual que el poner una cursilada con muchos unicornios no te hace poeta y, desde luego, tener muchas personas que te lean a diario no te convierte en escritor

La Sirenita nunca entendi√≥ que s√≥lo ella y un par m√°s iban de inc√≥gnito. El resto cont√°bamos, con m√°s o menos gracia, cosas de nuestro entorno, de nuestra vida diaria, de nuestras preocupaciones, viajes, trabajo… √Čramos (y somos) personas reales.

Despu√©s de un tiempo de blog, se cerraron los comentarios. ¬ŅPor qu√©? ¬ŅQuiz√° porque nos escrib√≠amos de un blog a otro cit√°ndonos? Nah, en su caso no, porque nunca interactuaba con nadie en la vida real. Lo hizo porque le agobiaban y le quitaban tiempo (y ya hab√≠a quien empezaba a cuestionar cosas). As√≠ que el blog se qued√≥ sin lo m√°s importante de un blog: la conversaci√≥n. Y se qued√≥ pelado como bloc de notas donde uno pierde toda la potencia de la interactividad.

Pero llegó Twitter. ¡Sí! ¡Hazte un Twitter! Seguro que te gusta. Así podrás interactuar con tus lectoras.
Maldita idea. La Sirenita evolucion√≥ a Mosquito y… la que ha liado el mosquito.

La historia personal

Ahora es cuando las nuevas os part√≠s la caja (y con raz√≥n). En 2005 pasaron cosas y perd√≠ la memoria. Por completo. Volver a pisar el mundo no fue f√°cil, y durante un primer tiempo, por razones que pod√©is suponer obvias, s√≥lo me relacionaba con gente de mi entorno ya existente. Ellos, los m√©dicos, y una psic√≥loga cl√≠nica. Y en esos momentos, f√≠jate t√ļ, tienes dudas est√ļpidas. ¬ŅY si despu√©s de todo esto me he quedado medio tonto (chiste f√°cil que me har√°n ma√Īana) y todo el mundo me est√° tratando en plan normal para normalizarlo? ¬ŅQu√© hago para descubrir qu√© es verdad?

Pues mirad qu√© cosa m√°s est√ļpida. En Perdidos la forma de encontrarse fue encontrar un ancla. Como en Inception. Y yo busqu√© mi ancla. Alguien que hubiera interactuado en el pasado conmigo, no supiera nada de lo que hab√≠a pasado, y que interactuara conmigo de forma normal de nuevo. Ya lo hab√©is adivinado seguro. Mi ancla, ni m√°s ni menos, fue La Sirenita.

Un cruce de correos emotivo, un toma mi teléfono para lo que te haga falta, un par de me tienes aquí para lo que necesites, de verdad, y supongo ahora a posteriori que una hinchada de ego de las que hacen época.

Todo eso pas√≥ en… 2005. Las interacciones no pararon. La vida segu√≠a. Y llegaron Twitter y Telegram. A Fran le hab√≠a hablado infinito del personaje. Eran muchos a√Īos conoci√©ndonos (qu√© iluso, de verdad). Y con el Mosquito habl√© mucho por Telegram. Y por Twitter. Grupos a 4, las dos parejas. Habl√°bamos de todo. De viajes, de ilusiones, del d√≠a a d√≠a, de mascotas… Muchas fotos nuestras y de nuestros enanos, y en tantos a√Īos s√≥lo 2 de sus perros. Fran a veces sospechaba. Y yo, est√ļpido, le dec√≠a bueno, sabes que es una persona importante para m√≠, y si es tan cr√≠ptico es porque algo querr√° esconder. Ya sabes. Est√° enfermo, lo ha pasado mal… Es medio normal. No pasa nada si se lo respetamos.

√Čl medio normal, y yo medio subnormal. O entero. Durante a√Īos, incluso cuando Fran estuvo en el hospital, o un par de veces que me toc√≥ a m√≠, est√°bamos pendientes del m√≥vil, de hablar con su marido. No est√° bien. Est√° siendo dif√≠cil. Operaciones, l√≠quido en el cerebro, c√°ncer, tiene que hacerle otro chequeo, le vuelve a operar… Ni s√© cu√°nto nos habremos preocupado por esta supuesta familia. Tampoco s√© la de veces que hemos intentado quedar con ellos. En alguna ocasi√≥n, casi nos hab√≠amos cruzado. Otras, hab√≠amos ido a Madrid para verlos, y ellos estaban en Barcelona porque no le hab√≠an dado el alta. Tantas y tantas y tantas veces…

Pero las enfermedades no lo eran todo. Con sus adopciones (je) fue muy parecido. En aquella √©poca, Fran, Educador Social y TASOC, y yo, scout con muchos a√Īos con ni√Īos Asperger (ahora TEA), no paramos de recomendarle cosas para la adopci√≥n de Pedro. Sufrimos en casa una vez, y de viaje otra cuando todav√≠a no hab√≠a roaming e √≠bamos buscando wifis abiertas y cafeter√≠as, crisis de Pedro en las que intentamos ayudar para que se solucionaran y est√°bamos pendientes del m√≥vil y los mensajes en todo momento. De verdad. Miras ahora para atr√°s, y se deben haber re√≠do a nuestra costa a pleno pulm√≥n.

Alguien comentaba tambi√©n en el foro que Esto no es Amar en tiempos revueltos, no te vas a un hospicio, te gusta la sonrisa de una ni√Īa, y te la llevas puesta. Hoy d√≠a conozco los procesos de acogida y adopci√≥n m√°s de cerca, y el invent grita a pulm√≥n lleno. Pero entonces no lo vimos. Est√°bamos centrados, perdiendo nuestro (poco) tiempo, en ayudar a una familia que cre√≠amos cercana y que pens√°bamos que necesitaba nuestra ayuda. C√≥mo se rieron de nosotros.

El desenlace

Twitter es traicionero. Y la gente m√°s a√ļn. Un par de veces la gente pregunt√≥ m√°s de la cuenta (que oye, que es normal que pase cuando cuentas tu vida con pelos y se√Īales ‚Äďy lo de los pelos es literal‚Äď) y el Mosqui salt√≥ diciendo que qui√©n se hab√≠an cre√≠do que eran. Nadie pod√≠a opinar sobre sus vidas sin su permiso. Ni intentar meterse. Ni darles lecciones de moralidad. Ni siquiera su opini√≥n.
En aquella √©poca aquello deriv√≥ en un candadito ?, pero hoy en d√≠a deriva en bloqueo directo. Porque en twitter, t√ļ eliges qu√© leer. Y qui√©n te lee. Y quien pueda llevarte la contraria, pues no interesa.

Esto lleva de t√≠tulo el desenlace, pero bien podr√≠a tener de t√≠tulo la debacle. No voy a hablaros mucho de las palmers, las elegidas por el SerdeLuz‚ĄĘ (es la siguiente digievoluci√≥n de Mosquito) para seguirle. Son personas que han demostrado que pensar es algo que s√≥lo se hace un par de d√≠as al mes (lo siento, es lo que demostr√°is). Imaginad. Hubo un momento hace unos veranos que quisimos hacer viral una foto de una playa sucia que subi√≥ el Mosqui (ya ves t√ļ, prometi√≥ fotos ‚Äďfalsas, obviamente‚Äď si lleg√°bamos a los 20k). Con los retuiteos, y despu√©s de ponerlo tambi√©n en Facebook, apareci√≥ el autor original de la foto. Hab√≠a puesto la foto dos horas antes que √©l en Twitter. Y todas las palmers saltaron al cuello del autor original dici√©ndole que borrara la foto porque la del Mosqui era la que val√≠a. Y si segu√≠s su twitter (despu√©s de a√Īos lo he vuelto a leer, pero leo s√≥lo los destacados que se publican en los foros), de vez en cuando suelta alguna barbaridad, y tengo el convencimiento de que lo hace para testear hasta qu√© punto las palmeras le siguen de forma incondicional. A veces da mucha verg√ľenza ajena lo que llegan a defender. Y de verdad, como alguien hab√≠a compartido ya por el foro, yo todo esto me lo imagino as√≠:

Pero si Twitter es traicionero, Telegram lo es a√ļn m√°s. Aunque tuvi√©ramos claro que Mosquito era un personaje, nos cre√≠mos que la interacci√≥n a trav√©s de mensajes privados, en grupos, las dos parejas, por Telegram… nos creimos que esa s√≠ era real. Que aunque siguieran detr√°s de su peque√Īa m√°scara, est√°bamos hablando con las personas reales detr√°s de las cuentas. Qu√© error m√°s imb√©cil.

Me est√° costando escribir esta parte por m√ļltiples razones. Me dejo montones de historias y de detalles. De eso que podemos llamar, en general, estafa emocional, pero que no est√° penado.

Por Twitter conoc√©is la historia del blog. Es anecd√≥tica. Durante a√Īos le insist√≠ en que dejara blogspot y se hiciera un WordPress en servidor propio, para que el contenido fuera suyo y √©l lo controlara. A los a√Īos, me hizo caso. Me ofrec√≠ a llev√°rselo todo, obviamente. Dominio, hosting y todo. Lo hice durante un tiempo. Un amigo suyo me escribi√≥ para decirme que quer√≠a que fuera un regalo compartido, y que quer√≠a pagar la mitad. Me mand√≥ los datos de la factura. Se la envi√©. La pag√≥. Hace unos meses me pidi√≥ que le pasara todo a unos amigos suyos de una empresa que se dedica a WordPress. Hice copias de seguridad, y se lo pas√© todo. Hoy ya no tenemos relaci√≥n comercial. S√≥lo nombres, apellidos, DNIs, direcciones, contactos, y empresas que sirven para tirar hilos y enlazar cosas.

Pero cuando mi vida cambi√≥, el Mosquito estaba ah√≠. Imaginad. Fran pens√≥ much√≠simas veces que si el Mosquito llevaba con un c√°ncer con tantas complicaciones desde los 14, que no paraba de reaparecer, estaba bien, por qu√© no √©l. Ese grupo de Telegram, que entonces y ahora estaba y est√° lleno de amigos muy cercanos y de confianza, lo compart√≠amos tambi√©n con √©l. En ese grupo me vieron sufrir y llorar. Los tuve de apoyo. Me vieron caer y llorar. Y desesperarme. Fueron una parte importante para seguir adelante. Pero ahora, con perspectiva, puedo decir que Mosquito… digamos que se divirti√≥. S√≠, me dedic√≥ un art√≠culo en su blog. El dolor no se va. No, no se va. Aprendes a vivir con √©l. Cuesta. Llevo dos a√Īos y medio, y tengo claro que todav√≠a no he sido capaz de superar la fase de duelo, por diversas razones. Que al mes y poco de haberme quedado solo intentara psicoanalizarme para su proyecto final de Psicolog√≠a no ayud√≥. Que cada palabra que dijera se la tomara por alguna raz√≥n como un ataque personal, tampoco. De nuevo, ahora con perspectiva nos suena a que quer√≠a cortar relaci√≥n conmigo de ra√≠z por alguna raz√≥n. Una persona desesperada, como yo en aquel momento, supongo que ser√≠a capaz de muchas cosas.

El d√≠a en el que termin√≥ de enfadarse conmigo fue meses despu√©s de haberme quedado solo. Cont√© en mi grupo de confianza (16 personas, todas reales menos √©l ‚Äďcreo, ya no me f√≠o‚Äď), que hab√≠a tenido una relaci√≥n sexual. En aquella situaci√≥n, todo un logro y un avance. Todos los del grupo sab√≠an que Fran y yo sab√≠amos cu√°les eran nuestros estados de salud, y hab√≠amos quedado que el quedara en pie ten√≠a que seguir adelante lo antes posible y a toda m√°quina. No fue f√°cil. Y lo compart√≠ con mi grupo de amigos.
Los mensajes privados a los dem√°s diciendo de todo porque no respetaba el luto, y qu√© clase de persona era si hac√≠a eso (ojo, dicho por el que sustituye gatos en dos horas) se extendieron. Mosquito, lo siento. Despu√©s de eso creer que eres hombre y gay… no cuela.
Su mensaje final fue mucho mejor. Ya no estaba en el grupo, pero le√≠a todo lo que se escrib√≠a en √©l porque se lo pasaban (o ten√≠a m√°s identidades ?‚Äć‚ôāÔłŹ). Y su despedida fue, literal, alguien que comparte esa informaci√≥n demuestra carencias emocionales graves. Pero vamos a ver, vamos a incluir aqu√≠ un facepalm, por favor ?‚Äć‚ôāÔłŹ. Si despu√©s de 5 meses de haber perdido a mi pareja, de la forma en la que pas√≥, y c√≥mo de unidos est√°bamos, no tengo carencias emocionales graves, a lo mejor es que estoy un pel√≠n muerto por dentro. Pero que me lo diga quien radia los polvos en plan Minuto y resultado en Twitter y en el blog (y que hace un rato se ha puesto a escribir por Twitter que hoy vuelve el marido que qu√© bien que toca sexo)… pues s√≥lo nos demuestra que gran parte de su vida es una mentira m√°s.

Creedme, habría sido feliz sin más mosquitos en mi vida. Pero el otro día pasó algo. Pasó que tengo una cuenta de control, y Hacienda la mira al milímetro. Y me envió cosas de un trimestre que no estaban correctas. Entre ellas, una factura que yo había presentado pero la contraparte no. Esa factura era la de su blog. Esa que su amigo quería pagar a medias. Me daba un poco igual, la verdad. Yo justifico mi parte y a tomar por saco, problema suyo. Pero me dio por comprobarla. Esa factura vino en un correo que me envió alguien ajeno a todo 12 días después de haber incinerado a Fran. Y la dirección de los datos para la factura llevan a esto.

Y me vais a perdonar, pero esto mosquea. Mucho. Con la informaci√≥n del foro y la que ya ten√≠a, seguir la pista no era dif√≠cil. Quien envi√≥ el correo y era ajeno a todo (o eso quise creer en su momento) no lo es tanto. Vive bajo su mismo techo. Es la prueba definitiva de que han estado ri√©ndose en tu cara durante a√Īos, y que se han tomado a co√Īa absolutamente todo lo que te ha pasado. 12 d√≠as despu√©s, y te pones a seguir con tus estupideces y absurdeces. Te dir√≠a que hay que tenerlos muy gordos, pero no. Despu√©s de casi 20 a√Īos, y con familia, deber√≠as hacerle caso a todas las que te lo han dicho ya: busca ayuda profesional. Esto no es divertido. Es que no est√°s bien.

Ya lo comentaron en el foro. Pizarra, y a unir los puntos. Que casi todo lo que publicaba era falso ya lo sab√≠amos. En un flickr aparecieron casi todas las fotos que usaba. Y tambi√©n que muchas de sus ilustraciones eran robadas y modificadas. Unas fotos despu√©s, un alguien a quien no le importa que le roben y usen el trabajo, una casa con n√≠speros, un nombre que ser√≠a una casualidad de uno entre mil millones, y un une los puntos, y ah√≠ est√°s. Qui√©n lo dir√≠a. Sabes de sobra que no se te puede acusar de estafa emocional. Ir a tu casa tampoco servir√≠a de nada. ¬ŅQu√© ibas a hacer? Mirarme de arriba a abajo y gritar hacia adentro ¬ę¬°Eh, M, baja, mira la cara del pardillo al que hemos estado enga√Īando durante a√Īos!¬Ľ y hartarte de re√≠r en mi cara.

En esta historia no hay me pide me perdona. Hay da√Īo ya hecho, y una parte importante para m√≠, irreparable. Tambi√©n para otras, a las que has dejado tiradas en m√ļltiples ocasiones con la maleta preparada en la puerta para acompa√Īaros, o ayudaros, en tantos momentos. Tampoco hay historia m√°s all√° de que cada vez m√°s gente sepa qui√©n eres y qu√© haces. Pero s√≠ hay algo que quiero dedicarte. Para ti, para que sigas ri√©ndote de todo. Aqu√≠ tienes esta canci√≥n.

P.S.: S√≠, durante a√Īos alguien me/nos ha hecho creer que era real, hemos creado un v√≠nculo de amistad y hemos sido emp√°ticos hasta el punto de estar muy preocupados por la salud de otros. Supongo que los peligros de internet. Y de haber dejado que todo esto se haya hecho bola. Un scam/catfish en toda regla. Espero que no le pase a nadie m√°s en el futuro.

P.S.2: Escrito en femenino porque son mayoría de lectoras.

Categorías
Mundo 2.0

Actualizaciones de software

¬ŅPuede una actualizaci√≥n de software ser cr√≠tica?

Cuando pensamos en una actualizaci√≥n de software, siempre pensamos en nuestro sistema operativo, o en nuestro m√≥vil. Los que trabajamos en tecnolog√≠a, tambi√©n nos preocupamos del software con el que trabajamos a diario , aunque cada d√≠a menos, porque cada vez m√°s existen suscripciones mensuales que nos ahorran quebraderos de cabeza. Y nos preocupamos de tener actualizados nuestros sitios webs, y los paneles…

Pero hay actualizaciones que pueden ser críticas. La actualización de un banco, por ejemplo. O, en estos días, la actualización del software de Boeing. Un error en la lectura de los sensores parece ser la causa de que el avión eche el morro hacia abajo. Y hace dos días, otro avión se clavó en el suelo, destrozándose por completo y sin dejar supervivientes.

Tener a gente bien formada y especializada es un requisito importante. Pero, sobre todo, no os olvidéis de invertir un extra de tiempo (y de dinero si sois los clientes) en testear el software. Puede salvaros de muchos problemas posteriores.

 

Categorías
Mundo 2.0 Personales

El caso Dyson

Hace unos d√≠as, mientras preparamos la gran aventura de fin de a√Īo que ya os contar√©, abrimos un canal de descuentos de Amazon en Telegram. Un peque√Īo experimento que alimentamos a trav√©s de un parser, se almacena en WordPress, y el sistema publica en Telegram, Twitter y Facebook a trav√©s de un sistema de cola con pautas horarias.

Pues bien. Una usuaria me ha mandado una mega oferta. Pongo primero la conversación completa y después comentamos.

‚Äď Eh, eh, un 90% de descuento en todos los productos. Todos Dyson. Haces click y te lleva a la p√°gina de Dyson.
‚Äď Suena super raro. ¬ŅMe pasas el enlace?.
‚Äď Claro. Toma.
‚Äď ¬ŅSeguro que es de Dyson?
‚Äď Todos los productos son de Dyson. Adem√°s, he tenido que registrarme.

Suena raro porque una marca como Dyson de principio no tienen la posibilidad de ofrecer descuentos de ese tipo. Y si la tuviera, y su coste de producción fuera ese, nunca te lo diría.
Premisa n√ļmero 1: una marca asentada nunca pierde dinero.

Entramos en la página. &&$(·&.club (no le voy a dar un enlace). Mal. Y http simple. Primera sospecha. Ofertas y todos los productos son de Dyson. Bien. Pero eso no lo convierte en una página de Dyson.
El men√ļ en ordenador es un men√ļ m√≥vil. Saben qui√©n es su mercado. Porque en un m√≥vil eso de las urls se difumina a√ļn m√°s. Quien entre por un enlace de Facebook ya est√° en la primera fase de la trampa. Y tienen un t√≠tulo que tambi√©n puede inducir a enga√Īo.

Pero todo eso lo veo yo. Quien me ha pasado el enlace lo ha visto desde dentro del Facebook, a través de un enlace, y lo que ha visto ha sido esto:

Como veis, Facebook os ense√Īa la URL de la p√°gina, pero tan peque√Īa, que es casi invisible.¬†Para que no estorbe. S√≠, Facebook, ya sabemos lo poco que te importan tu usuarios si hacen cosas fuera de tu red, no hace falta que nos lo repitas a diario…

Así que recomendación para grabaros a fuego: abrid siempre la página en el navegador. Eso os va a permitir hacer las siguientes comprobaciones, que son básicas.

Sigo con el an√°lisis de la p√°gina. Hacemos scroll. Enlaces sociales. Pasamos por encima, y todos vac√≠os. Alerta roja. ¬ŅUna tienda con sus canales sociales vac√≠os? ¬ŅHabiendo llegado desde Facebook? Imposible.

Seguimos. P√°ginas legales. Plantillas. Escritas con la primera letra siempre may√ļscula para estorbar a la legibilidad. Busco algo que siempre miro: qui√©n es quien me est√° vendiendo los productos.¬†Informaci√≥n de la empresa que vende: 0. Llamad a la polic√≠a de internet.

Pero vamos a terminar. Me registro en la web. El correo de registro va a SPAM (bueno, puede ser). T√≠tulo: Welcome to – [Dyson site]. De ah√≠ viene el me he registrado en la p√°gina de Dyson. Pero est√° mal estructurado, la web no tienen nombre. Contrase√Īa visible (qu√© mal acostumbrados nos tiene WordPress a hacer estas cosas de forma segura por si alguien nos coge el m√≥vil o nos mira el correo). Y el correo de la tienda, una cuenta de Gmail. Que no vamos a investigar, porque ya tenemos demasiadas alertas que nos dicen que no sigamos adelante.

A√ļn as√≠, vamos a la √ļltima. P√°gina de pago. http. A ver. No. NO. Nein. Niente. Ez. Iie. Una p√°gina de pago tiene que estar en https. Y no puede estar en https tachado como las p√°gina de la Junta de Andaluc√≠a o de la UPO (chapuceros…). Tiene que saliros en verde, con candado, y con la informaci√≥n de la empresa, que es a quien compr√°is. Esto os da garant√≠a de que existe y de que ten√©is posibilidad de reclamaci√≥n.

Para aclararnos, una tienda debería mostraros algo tal que así:

El candado, y la informaci√≥n de la empresa. En el m√≥vil no es tan visible (hay cosas que mejorar ah√≠, se√Īores de Android). Pero podemos encontrar esa informaci√≥n tambi√©n si pulsamos sobre el candado, y despu√©s en los detalles del certificado.

La diferencia con un certificado como el que tengo yo en esta web, que es sólo de seguridad, se vería así.

En móvil no es tan fácil de distinguir a simple vista, pero si compráis por internet, hacedlo de forma segura. Y si no lo tenéis muy claro, hablad con soporte (en este caso que vemos de Dyson no podríais, porque la página no tiene) y pedid una dirección para pagar por PayPal. PayPal crea una factura de forma automática y os ofrece la opción de reclamación y devolución del dinero, cosa que vuestro banco la mayoría de las veces no os podrá ofrecer si habéis pagado con tarjeta y habéis introducido los datos.

P.D.: Ya para rematar, miré los datos del dominio.

Registrant Name: zphatss
Registrant Organization: N/A
Registrant Street: sdsdsdsds
Registrant Street: 1685146981
Registrant Street:
Registrant City: sdfdfdsf
Registrant State/Province: Gansu
Registrant Postal Code: 325100
Registrant Country: CN
Registrant Phone: +86.13178238597
Registrant Phone Ext:
Registrant Fax:
Registrant Fax Ext:
Registrant Email: 1685146981@qq.com

Puede que el m√≥vil exista. Pero lo dem√°s…

‚Äď ¬ŅYa has comprado?
‚Äď Esto….
‚Äď Llama a tu banco. A ver si lo pueden anular.

Categorías
Mundo 2.0

Escritura por voz

Los sistemas operativos de Apple tienen un entorno completamente preparado para poder utilizar todo del ordenador a trav√©s de voz. Una de las opciones que ofrece es el dictado. Un dictado que ofrece, adem√°s, en m√ļltiples idiomas.

Este texto que estás leyendo ahora mismo ha sido dictado por completo al ordenador. Se ha dictado incluso con signos de puntuación, los retornos de carro, Y conociéndose las palabras adecuadas se pueden escribir todo tipo de corchetes, comillas, acentos, Y casi cualquier cosa que necesitemos para hacer un texto comprensible.

Lo bueno de este dictado es que no sólo puedes utilizarlo para algo como el blog como estoy haciendo yo ahora mismo. Puedes utilizarlo en casi cualquier programa del Mac, incluidos Twitter, Slack, procesadores de texto… de esta forma puedes estar utilizando el micrófono casi para todo sin necesidad de estar tecleando.

Adem√°s, hay una serie de comandos que puedes utilizar que aparecen cuando dices ¬†¬ęmostrar comandos¬Ľ que te permiten hacer uso vocal tambi√©n de negritas, cursivas, may√ļsculas‚Ķ

Todavía estoy cogiéndole el truco, pero están haciendo que mis manos y mis dedos en resorte se sientan cada vez más cómodos y menos doloridos en el día a día. Realmente esto ha sido un efecto colateral, porque he empezado a hacer un podcast para mejorar la dicción preparando lo que van a ser una serie de cursos online que estamos preparando y que tengo que locutar. Pero me ha venido de maravilla.

Si quer√©is probar el dictado pod√©is activarlo en Preferencias de teclado > Dictado. Y si quer√©is la lista completa de todos los s√≠mbolos que pod√©is utilizar los pod√©is ver en esta p√°gina. Uno de ellos es ¬ęcara sonriente con los ojos cruzados¬Ľ xD.

Categorías
Mundo 2.0 Personales

Sin corazón, sólo seríamos máquinas

Es fácil usar frases. Sencillas, llenas de significado, pueden utilizarse para vender un coche así, sin más. Todos entendemos lo que nos está vendiendo: un coche con personalidad, dotado de algo característico. Una idea que, sin embargo, choca de frente con el sentido mismo de la frase.

Aqu√≠ Uma Thurman es Giulietta. Es el coraz√≥n de la m√°quina. Y deja abiertas m√ļltiples interpretaciones de la frase que tanto me llama la atenci√≥n.

La primera vez que vi el anuncio me acordé al momento de Manuel Toharia. De él y de su participación en Imaginática 2007.
Recuerdo que aquel a√Īo fue, a priori, la conferencia que m√°s me interes√≥. Y no me equivoqu√© con √©l. No me dej√≥ indiferente.

Manuel Toharia ese d√≠a nos hablaba en una conferencia titulada ¬ę¬ŅSue√Īan los androides con ovejas el√©ctricas?¬Ľ de mil cosas distintas. An√©cdotas de su vida. Cosas que entend√≠a y que no entend√≠a del mundo. Y hac√≠a un peque√Īo repaso hist√≥rico de la inform√°tica.
Es verdad, cómo él decía, que la informática nos sorprendía a pasos de gigante. También, que nuestro condicionamiento es grande. Si hubiésemos nacido en China, posiblemente no seríamos eminentemente católicos. Nos dejó unas cuantas preguntas abiertas en el poco tiempo que tuvo, una hora escasa, que a mí me dieron mucho que pensar.

Aquel d√≠a volv√≠ a rememorar algo que escrib√≠ en mi primer blog all√° por 2003. Por aquella √©poca era un obsesionado de la Inteligencia Artificial, y segu√≠a programando en Shattered Realms. En aquella √©poca, nos hicimos un dungeon¬†(una quest, una misi√≥n dentro del juego) en el hab√≠a dos dragones de dos cabezas por derrotar. Programamos los dragones a lo bestia. Si localizaba alg√ļn conjuro de cl√©rigo, iba a por ese personaje para eliminarlo cuanto antes y que no pudiera sanar al equipo. Atacaba primero a las armas m√°gicas desde las que recib√≠a m√°s da√Īo. Se pon√≠a protecciones contra los elementos con los que le atacaban (fuego, hielo…). Y aprend√≠a. Si en un equipo era vencido por un personaje concreto, a la siguiente atacaba primero a ese personaje, hasta eliminarlo. Fijaci√≥n b√°sica del atacante, coraje¬†llamamos a la funci√≥n :P.

Aquellas noches de programaci√≥n con el equipo fueron muy fruct√≠feras. Aprend√≠ mucho de l√≥gica y de Inteligencia Artificial. Y se me antojaba algo normal. Al fin y al cabo, ¬Ņno es eso lo que hacemos con los ni√Īos? Pautas adquiridas, educaci√≥n, ensayo y error… Tenemos un sistema de aprendizaje, una memoria SSD con programaci√≥n l√≥gica a 8 niveles, que nos permite controlar nuestras acciones y nuestras emociones. Adem√°s, tenemos una ROM, llamada instinto, que nos permite realizar ciertas funciones sin tener que aprenderlas, porque vienen en la configuraci√≥n b√°sica. Al final, no somos tan distintos (de base).


Categorías
Mundo 2.0 WordPress

El viernes, en WordCamp Marbella

Este viernes andaré por WordCamp Marbella un rato. Me llamaron, y me toca ir a hablar un poco del futuro de WordPress.

Realmente me ha salido una ponencia extra√Īa, porque casi todo lo que hay en el futuro son cosas t√©cnicas, pero creo que ha quedado una explicaci√≥n bastante interesante.

Y aunque me toque hablar del futuro, soy el segundo en contar cosas¬†esa ma√Īana. As√≠ que lo he organizado un poco para hablar del futuro, y despu√©s retomar con el presente.

WordCamp Marbella va a ser extra√Īa. Empieza el viernes por la ma√Īana, y termina el mismo viernes por la tarde, as√≠ que¬†casi cierra la posibilidad de que vaya mucha gente de fuera. A√ļn as√≠, esperamos que sea todo un √©xito y ver all√≠ a muchas caras conocidas :).

Logo WordCamp Marbella 2016